jueves, 4 de marzo de 2010

HÁBLAME DE TI

Háblame de tí, pensativa, ausente, presente, con iniciativa, constante, háblame de tu mente, de cómo ves el mar, de cómo miras el mar, de cómo sientes el mar. Cuéntame qué meditas cuando estás frente al mar, azul, verde, sucio, lleno de matices, vacío de soledad, lleno de tí. Porque te conozco y sé que te gusta el mar. Háblame de tí, de el mar, de lo que intuyes cuando el mar piensa en tí, en tu forma de andar, de posar, de llorar, de caminar. Cuéntame cosas de tí, de manera íntima, sin alejarte, sin ausentarte, sin mostrarte como una extraña, sin mirar, sin mirarme, sin percatarte de mi presencia, de mi ser, de mi estar, de tu acompañar por este difícil camino de la vida. Vida que tenemos que hacer juntos porque sí, porque tú quieres, porque yo quiero, porque no somos dos personas, somos un único camino, que debe seguir en linea recta. Pero no hacia el mar, agudo, penetrante, sin saber qué piensas y sin querer decir nada. Háblame de tí. Sólo de tí. El mar. Feliz cumpleaños, triste caminar, feliz cuando antaño me atrevía a mirar, y ahora no me atrevo ni a confiar. Ni en tí, ni en mi, ni en nadie... ni en el mar. Quizá esté volviendo a la tristeza de mi triste caminar, con la compañía de la soledad, con nadie para hablar, para contar, para reir. Sin querer, estoy aprendiendo de nuevo a caminar. Sólo. Hacia el mar. O quizá hacia la nada. Quizá tenga el mismo significado, quizá el contrario... que más da. Un año más.

3 comentarios:

  1. Gracias, precisamente acabo de ver que te has hecho seguidora de mi blog... Gracias de nuevo, ¿te puedo preguntar cómo llegaste a él?

    Un saludo y si conoces blogs así parecidos al mío, házmelo saber, me gusta leer y escribir.

    ResponderEliminar
  2. Encantada de conocerte!! Me está fascinando
    des-cubrirte, nunca lo hubiera imaginado.
    Llegué a tu block mediante un "contacto" y seré seguidora al menos por ahora!!.

    ResponderEliminar