jueves, 25 de abril de 2013

DE PIEDRA EN PIEDRA

Vidas que no son vidas, confianzas que guardan rencor, odios plagados de sentimientos y palabras que se escapan sin amor. Creo que estamos todos un poco medio locos; no pensamos lo que decimos, ni mucho menos lo valoramos. Es más, diría que ni siquiera sabemos lo que decimos. Cada vez estoy más convencido de que las cabezas no están del todo bien. Espero que todo esto no sea sinónimo de capricho o de obsesión. Porque yo también me estoy volviendo loco y veo una sombra alargada de mentes calenturientas que tienen menos dedos de frente que luces tiene la bicicleta de un gitano. Dicho con todos mis respetos...faltaría más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario