miércoles, 16 de enero de 2013

PUZZLES Y MÁS PUZZLES

Al final, me he picado. Debo confesar que me encantan los puzzles, aunque nunca lo haya dicho. El problema es que necesitas tiempo para poder hacerlos. Hice uno en Madrid que, desgraciadamente, tuve que desarmar sin poder enmarcarlo. Creo que los puzzles desarrollan las capacidades de observación, la memoria y la inteligencia de las personas, y sobre todo, la paciencia, y hay que estar preparado para todo. Así que cuando termine este, que empecé hace unos días y tiene 1500 piezas (por fin una mesa libre para poder hacerlos sin tener que tirarse al suelo ni tener que guardarlo enrollado con el riesgo que supone...), espero enmarcarlo y ponerlo en alguna pared, y después haré otro, y después otro... Que yo sepa tengo, al menos, dos más. Lo importante es tener la mente ocupada, y una hora al día con el puzzle me está viniendo genial.

Por cierto, este es una fotografía de la Alhambra. El cielo y la Sierra me han costado lo más grande...

No hay comentarios:

Publicar un comentario