martes, 17 de noviembre de 2009

PORQUE NO

¿Por qué no haces esto? ¿Por qué no tienes esto? Porque no. La ley del "porque no". No importa absulatemente nada cuando se impone la ley del "porque no". Da igual que sea algo ventajoso, beneficioso o simplemente, probar algo nuevo, variar. No, porque no, porque no.

Quizá sea el miedo a cambiar la monotonía el principal artículo de esta ley. Una persona monótona y aburrida, que hace lo mismo día tras día y que no se atreve a experimentar, usa la ley del "porque no" a cada momento. También utilizan mucho esta ley aquellas personas testarudas y cabezonas que les da rabia de no haber sido ellas quienes han tenido la ocurrencia. ¿Por qué no pruebas a...? Porque no. ¿Por qué no? Pues porque no. Seguramente, porque no se les ha ocurrido a ellos y, aún sabiendo que puede ser algo bueno, la cabezonería se hace más fuerte que la ley del "porque no".

Lo más curioso es que, cuando tú usas esta ley contra estas personas, irónicamente, son las primeras que piden motivos para que uno justifique el por qué de las cosas. El mundo está lleno de gentes "porque no". Son gentes vacías de mente y pensamientos, que se creen libres, pero que viven encerrados en su propia rutina, en el miedo a cambiar, a experimentar, a probar algo diferente. Y da igual lo que argumentes, que siempre será "porque no".

No hay comentarios:

Publicar un comentario